domingo, 2 de octubre de 2011

Los desconocidos también cumplen años

Cumple no sé cuántos pero tampoco importa mucho, cumple conciertos y cumple canciones, cumple agradecimientos y sigue manteniendo esa absurda distancia entre desconocidos que nunca dejará que la que escribe levante. Cumple un gesto generoso al mes y cumple de vez en cuando música en ese cuadrito del feis por el que jamás me colaré. Cumple risas, porque otra cosa no, pero tiene en la boca tantas como para llenar lustros por los siglos de los siglos amén. Y entre sus coletillas repetidamente usadas y entre mis canciones inutilmente regaladas se pregunta de dónde he salido y por qué le hablo tanto. Así como si yo supiera por qué hago las cosas, que es lo mismo que le pasa a él cuando se pregunta por qué no le salen en la guitarra setecientas canciones de las grandes. Pues por eso mismo, porque hay cosas sin sentido que nos llenan los dedos de palabras que de nada sirven pero divierten. Pues eso, que felicidades!


Pd. Es para alguien que no lo leerá, pero es que me da igual!! Las largas historias no caben en este blog

No hay comentarios:

Publicar un comentario