sábado, 16 de octubre de 2010

Tengo una barriga gigante, caben tus pies y medio limón exprimido.
Tengo una garganta ensangrentada que tragó tantos absurdos comentarios que se ahoga entre la saliva podrida.
Tengo una cabeza llena de gente, de espasmos y de guitarras.
Tengo un corazón en el que si entraras sentirías eco.
Tengo pulmones de acero mascando tabaco seco.
Tengo manos con dedos dispuestas a acariciarme tan de lleno que se me escarchará la piel.
Tengo un infinito entre los ojos y medio universo esperando ser comido...

5 comentarios:

  1. una lastima lo de tu corazon,,,,,,,pero es que si no seria perfecto.

    ResponderEliminar
  2. ;)
    No está vacío. Mi corazón no lo está. La lectura es que aquel que quisiera entrar, se sentiría diminuto precisamente por eso, por verse enmedio de algo tan grande, tan enorme!
    Es o no es perfecto?

    ResponderEliminar
  3. jajaj que te deeen!! que no está vacíooo

    ResponderEliminar
  4. disculpa,,,,nunca supe si el vaso estaba medio lleno o medio vacio,,,

    ResponderEliminar